Caracas, 26 de agosto de 2018. En entrevista a Unión Radio el economista Víctor Álvarez se mostró poco optimista en torno al grupo de medidas emprendidas por el presidente Nicolás Maduro, al considerar que no se preparó al país de la manera correcta para el alcance de las acciones, lo que generará el fracaso de este nuevo intento por solventar la crisis del país. 

Uno de los puntos que más alarman al investigador del Centro Internacional de Miranda es la constante emisión de dinero inorgánico por parte de la administración central, medida reconocida por el propio presidente Nicolás Maduro, hecho que ve con agrado, aunque no cree que se logre tapar el hueco fiscal que sufre el país; al contrario, observa en acciones como la exoneración de impuestos a Pdvsa una «gran incongruencia», que conspira contra el plan creado desde Miraflores. 

«Rescato de la intervención del presidente que Maduro comienza a escuchar otras voces distintas a las que aspiran a ser asesores de la presidencia de la República. Le está callando la boca a esos asesores, pero se estrella contra una realidad durísima, se aprecia una tremenda incoherencia al exonerar del pago de aranceles de bienes y capital y de impuestos a Pdvsa, que durante un siglo fue el principal contribuyente del país, es un duro golpe al ingreso fiscal». 

Reitera la preocupación de otros expertos al cuestionar el elevado ingreso al salario mínimo, que fue decretado y no discutido con otros sectores del país. No duda que el gobierno central tenga que recurrir a la emisión de dinero inorgánico para costear el nuevo aumento y la entrega de bonos decretados por la presidencia de la República.

En entrevista con Mari Pili Hernández, Álvarez destaca las particularidades de las distintas medidas asumidas por Maduro, no denigra de ellas de manera tajante, sin embargo, les concede poco éxito, ya que «si no se corrigen estos factores que conspiran contra las medidas se quedará como una buena intención».

Una de las que ve con mayor preocupación está vinculada con el cobro de los distintos impuestos, al considerar que ni las personas ni las empresas están en el mejor momento para enfrentar unas acciones de este tipo, las cuales -a su parecer- se ejecutan en momentos de solidez y crecimiento económico, no en momentos en donde la economía se encuentra «exhausta».

«La economía venezolana ha caído 50% en los últimos cinco años, las empresas están cerrando con pérdidas, no están pagando impuestos sobre la renta, el subir el IVA solo fomentará la informatización de la económica, las personas no piden facturas para evitar que se les cobre este impuesto. Son medidas contraproducentes, se aplican en economías en expansión, prósperas. La certeza que uno tiene que es el gobierno va a seguir pagando todo eso con emisiones de dinero inorgánicos», afirmó. 

A su parecer hay dos puntos fundamentales en los que se debe enfocar el gobierno como son la escasez y la hiperinflación. En este sentido, estima conveniente que se elabore un buen programa de reactivación agrícola e industrial, que se abandone la práctica de la importación de productos para así generar trabajo productivo y aumentar la oferta de productos.

Asimismo considera imperante corregir los mecanismos propagadores que asisten a la hiperinflación. «sobre todo el enorme déficit de Pdvsa, las empresas públicas y la forma en que está financiando; por tal motivo, estima necesario reducir el enorme gasto público y quitar los subsidios ruinosos como el de la gasolina.

Con información de Unión Radio

Lee también: Se concentran en la plaza Brión para protestar contra el «paquetazo» de Maduro


Suscríbete a nuestro canal en Telegram a través de https://t.me/PuntoDeCorte
Estamos también en Twitter @Punto_deCorteFacebook e Instagram