Caracas, 21 de marzo de 2018.-/ La cadena alemana Deutsche Welle (DW) publicó este miércoles un trabajo sobre las recientes detenciones de militares retirados en Venezuela. Para explicar la situación consultó a Sebastiana Barráez, periodista con amplia experiencia en la fuente militar.

“La particularidad que tiene esta ola de arrestos de militares es que revela una verdadera fractura en el seno del chavismo. De hecho, yo creo que va a haber muchas más detenciones en el futuro cercano”, aseguró.

Barráez considera que los arrestos hechos en lo que va de este mes a hombres como Miguel Rodríguez Torres e Iver Marín Chaparro, tienen más notoriedad que la destitución y descalificación a otras figuras, entre las que menciona a Luisa Ortega Díaz, Rafael Ramírez y Héctor navarro.

“La destitución de estos funcionarios no causó un cisma en el bloque chavista porque ellos carecían de capital político, de liderazgo, de seguidores. En cambio, los oficiales detenidos el 2 de marzo gozan de un gran respeto entre sus subalternos y tienen poder de convocatoria”, explicó.

A su juicio, hay un punto común en estas detenciones: “Rodríguez Torres y los oficiales arrestados el 2 de marzo coinciden en algunos puntos; ninguno de ellos se identifica como antichavista y todos rechazan a Maduro porque, a sus ojos, Maduro ha sacrificado la ‘Revolución Bolivariana’”.

“Lo que tiene preocupado a Maduro es precisamente el compromiso de los conspiradores con el proyecto político de Chávez; ellos no son opositores antichavistas, sino astilla de ese palo que es la ‘Revolución Bolivariana’”, argumentó la periodista.

DW cita una publicación de Barraéz en Punto de Corte para tratar de averiguar si existen nexos entre los oficiales arrestados por supuestas conspiraciones contra el gobierno del presidente Nicolás Maduro y disidentes del gobierno.

“Aunque es posible que hayan tenido contacto, yo lo dudo”, sentenció.

Lea también :“El dilema del general Padrino López” Por Sebastiana Barraéz