Caracas 11 de julio de 2018. La CEV (Conferencia Episcopal Venezolana) emitió un documento relacionado a la situación del país «que cada día es más grave». Mediante una rueda de prensa, el arzobispo de Calabozo, estado Guárico, Manuel Felipe Díaz, aceptó que aunque «Nosotros no tenemos la solución en nuestras manos», consideran necesario ser voceros del pueblo padece las necesidades. Aseguró que «la manera, con la que se han pretendido solucionar el problema del país, esa no es porqué cada día estamos peor».

Manuel Felipe Díaz destacó que «hay un papel que la iglesia a desempeñado y es el de receptora de las corrientes, facilitadora de caminos, saber oír y acompañar», pero contrastó que «no podemos pretender sustiuir a quienes manejan los asuntos políticos»

El documento que hizo lectura consta de 4 puntos, que suman 18 objetivos en total, en los que se destacan:

  1. El problema político
  2. Un país en diáspora
  3. Un mensaje de la palabra de Dios
  4. Aporte y respuesta de la iglesia

En la misiva se hace referencia a los graves problemas señalados en sus exhortaciones y comunicados, relacionados a las precariedades suscitadas en el ámbito de la alimentación, la salud, los servicios públicos (agua, electricidad, comunicaciones, vialidad), la seguridad personal, el empleo y el ingreso. Problemas a los que se le suma la circulación y venta del efectivo y el del transporte público.

«En este último caso, siendo evidente la desaparición paulatina del parque automotor, la improvisación de medios de transporte sin control ni seguridad ha sido ocasión de tragedias en distintos puntos del país, con pérdida de vidas humanas y mayores dolores para numerosas familias» se lee en el comunicado.

La CEV considera como «principal responsable de la crisis es el gobierno nacional», quienes consideran «por anteponer su proyecto político a cualquier otra consideración, incluso humanitaria; por sus erradas políticas financieras, por su desprecio a la actividad productiva y a la propiedad privada, por su actitud constante de poner obstáculos a quienes tienen voluntad de resolver algún aspecto de la problemática actual»

«El gobierno se presenta ante el país como víctima de manejos externos e internos. Esto no es más que la confesión de la propia incapacidad para manejar el país. No se puede pretender resolver la situación de una economía fallida con medidas de emergencia como bolsas de comida y bonos» continua el documento.

Seguidamente hace un llamado urgente hacia la dirigencia política «que ponga en el centro de sus reflexiones y de su accionar al pueblo venezolano, que tenga conciencia de que más allá de controlar el poder, la política es el oficio de quien movido por la nobleza y los principios éticos sabe ponerse al servicio de los ciudadanos y no de mezquinos intereses».

«Los líderes de la oposición deben ofrecer al pueblo alternativas de cambio, y trabajar con más fuerza por su bienestar» sentencia el comunicado.

Lea el documento completo aquí Exhortación del episcopado venezolano «No temas, yo estoy contigo» 


Trabajadores del Distrito Sanitario N° 3 y de la Maternidad Concepción Palacios resteados en protesta


Suscríbete a nuestro canal en Telegram a través de https://t.me/PuntoDeCorte
Estamos también en Twitter @Punto_deCorteFacebook e Instagram