Caracas 26 de mayo de 2019. El diputado ante la Asamblea Nacional, Carlos Valero, difundió el comunicado del Comité de Familiares de Desaparecidos en las Embarcaciones de Güiria. En la carta los familiares aseguran que son 60 las victimas de desaparición, que zarparon hacia Trinidad y Tobago, hace más de un mes.

El parlamentario compartió el comunicado oficial del Comité de Familiares de Desaparecidos en las Embarcaciones de Güiria. En total son 60 personas desaparecidas repartidas en dos peñeros, siendo 28 del peñero, Jonaily José y 32 del peñero, Ana María.

Los miembros del comité de familiares, rechazan que se desconozca el paradero del único rescatado, el capitán de la embarcación Ana María. «Y que según las autoridades de Trinidad y Tobago tiene antecedentes penales por trata de personas», aseguran.

En la carta, el Comité denuncian responsablemente que tanto las autoridades Guardacostas de la Armada, como de INEA no han sido diligentes ni efectivos en las labores de búsqueda de sus familiares. Detallan que las autoridades de Güiria les han cerrado las puertas, «aún a pesar que la ley establece que las labores de búsqueda y rescate son de carácter público».

«El comandante de la Estación de Guardacostas de la Zona Atlántica y el vicealmirante de la Zodi, se rehúsan a recibir a los familiares de las víctimas, por el contrario hemos recibido malos tratos», denuncia el comité.

Consideran que aún cuando ha transcurrido más de un mes de la desaparición de la primera embarcación, «jamás nos han presentado un plan de búsqueda, ni nos han dicho algo sobre gestión alguna«. Tampoco les han permitido aportar elementos de información que poseen para la búsqueda e investigación de los siniestros.

«En esta situación solo ha prevalecido el mal carácter de los jefes militares que parecen que olvidan que a pesar de los grados militares y medallas, tendrán responsabilidades civiles, penales y administrativas en todas sus actuaciones y omisiones. Igualmente el gobernador, Edwin Rojas y el alcalde de Guiria, Ender Charles, por su apatía y negligencia en el caso», condena el comité.

Concluyen denunciando a todas los entes mencionados de ser cómplices en esta tragedia, y afirman que «como buenos compinches se tapan unos a los otros». A eso agregan que «para nadie es secreto» que en Guiria se comete el delito de Trata de blancas, tráfico de seres humanos y contrabando de material estratégico hacia Trinidad y Tobago.

«… A la mirada cómplice de las autoridades civiles y militares. Todos tienen responsabilidades por esos delitos, por ejecución u omisión»sentencia el Comité mientras dejan claro que «no dejarán caer en el olvido este episodio y acudirán a las instancias nacionales o internacionales hasta conseguir justicia».

Lea el comunicado aquí

Con información de Twitter

Foto referencial

Lea también en PuntodeCorte

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram