(Caracas 05 de noviebre de 2017)-. El viernes 03 de noviembre se difundió la detención del ex-alcalde de Cumaná para 2008-2013, Rafael Acuña. Hasta el momento, se conoce que su detención va relacionada con averiguaciones referentes a su gestión. Según Reinaldo Quijada, es un procedimiento que lo han utilizado en otros casos.

«Si bien, a la hora que recibimos esta información todavía no había tenido acceso al expediente y aún no lo habían presentado ante Tribunal, todo pareciera indicar que se trata de una retaliación política«, según afirma el Coordinador Nacional de la UPP 89.

Además  Quijada agrega, «Es ya lo que podríamos calificar de un » modus operandi » del PSUV que utiliza los tribunales cuya función debería ser impartir justicia, para la venganza contra aquellos que se aparten de la línea oficial. Y es también una advertencia o amenaza clara en épocas electorales para otros que quieran hacer lo mismo».

En cierto tono de sarcasmo Quijada señala, «¡Qué casualidad, qué coincidencia«. El Coordinador Nacional de UPP89 añade «De repente descubren que estos funcionarios pudieran estar incursos en irregularidades; es decir, 4 años después y en vísperas de un proceso electoral o después que un dirigente abandona las filas psuvistas. Se deben cumplir estas dos premisas para que un dirigente sea investigado».

De la misma manera, Reinaldo Quijada asevera que aplaudirá estas acciones cuando sea sometido a investigación el Ministro de Alimentación, General. Carlos Osorio o el ex-gobernador del Estado Bolívar, Francisco Rangel Gómez y que al contrario, a ellos no se les toca. Y de forma concreta concluye.

¡Qué casualidad y qué coincidencia! Es parte de la retorcida ética revolucionaria psuvista. Habría que concluir entonces, según esta lógica, que todo el que se queda en el PSUV es honesto, y todos los que nos alejamos del PSUV, corruptos«.

Con información de Aporrea.