“Acabaron con el poder adquisitivo”

Nota de Prensa / Caracas, 7 de mayo de 2019. El secretario general del partido político Nueva Visión Para Mi País (Nuvipa), Elio Herrera, denunció este lunes que el más reciente aumento salarial decretado por Nicolás Maduro, con lo que el sueldo mínimo pasó a ubicarse en Bs. 40.000,  solo se traduce en más hambre y miseria para los venezolanos.

Recordando que en el año de 2018 quien usurpa el poder en Miraflores elevó el valor del salario mínimo a medio Petro, Herrera precisó que hoy de forma inexplicable el Banco Central de Venezuela aumentó la criptomoneda a Bs. 80.000, sin tomar en cuenta el valor del dólar oficial. “El salario del venezolano debería rondar los Bs. 152.000, de acuerdo al valor del dólar Dicom”, planteó.

Citando los informes técnicos de la tolda cristiana, el dirigente político aseveró que, tras el aumento número 27 del salario mínimo, la capacidad adquisitiva de los venezolanos se ha disminuido 45.000% en comparación a años anteriores. “Con cada aumento siguen estrangulando a los venezolanos, han vuelto más pobres a nuestros ciudadanos producto de la hiperinflación que vivimos”, aclaró.

Trabajadores contra la pared

Herrera, subrayó que no hay trabajador que se salve de la crisis económica. Al respecto sostuvo que el profesional de mayor rango, según la tabla salarial actualizada, ganará Bs. 76.800. Enfatizó que este monto apenas representa apenas el 31.8% de la canasta básica familiar que hoy supera los dos millones de bolívares.

Ante este panorama, el portavoz opositor enfatizó que cada anuncio de incremento de salario mínimo representa angustia para los padres y madres venezolanos que están conscientes que no podrán cubrir las necesidades de sus hijos. “Mientras estemos bajo este esquema de gobierno, solo veremos cómo se degrada el poder de compra de los ciudadanos”, puntualizó.

Rivas: Nuevo salario representa un kilo de queso y un kilo de carne

Por su parte, Luis Rivas, presidente de la mencionada organización partidista, dejo claro que tras 48 aumentos de sueldos registrados en los últimos 20 años de gobierno rojo, los venezolanos solo pueden ver que incluso teniendo más dinero en sus bolsillos es cada vez menor su poder adquisitivo.

“Los 40.000 que hoy representa el salario mínimo apenas alcanza para comprar un kilo de queso y un kilo de carne. Este nuevo aumento lo que ha traído es más miseria, la ruina de los venezolanos; desesperanza, dolor. Por ello, ante esta injusticia, Nuvipa levanta la voz a favor de los venezolanos, de la familia que sufre los embates de la hiperinflación que ha traído el socialismo”, dijo.