Caracas, 13 de julio de 2019. Este sábado la tormenta Barry se convirtió en un huracán de categoría 1, en la escala 5, en Estados Unidos, mientras que se traslada a la costa de Luisiana en el país norteamericano, donde se estima que toque tierra en horas más tarde. Así lo informó el Centro Nacional de Huracanes (CNH).

Se esperan fuerte inundaciones “potencialmente mortales cada vez más probable”, advirtió el CNH a través de su cuentan en Twitter. El presenta hasta los momentos, vientos de unos 120 kilómetros por hora, por lo que miles de ciudadanos han sido evacuados de la zona, los vuelos fueron cancelados y se declaró estado de emergencia.

“La población ya ha empezado a hacer acopio de comida, agua y gasolina. Lo que más preocupa a las autoridades son las posibles inundaciones. En la zona cero del peligro, Nueva Orleans, el alcalde pidió a los vecinos que no salieran a la calle más tarde de las ocho de la noche. El NHC precisó que el ciclón se encontraba a las 11 horas (17.00 hora peninsular española) a 65 kilómetros al sur de la ciudad de Lafayette y a unos 80 kilómetros al oeste de Morgan City, a 186 kilómetros de Nueva Orleans, donde se prevé tocará tierra en las próximas horas. Barry se mueve a unos nueve kilómetros por hora”, según reseñó el diario español El País.

Las autoridades del país estadounidenses piden a los ciudadanos mantenerse resguardos en sus casas y estar alertas a las informaciones.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, indicó que ante esta situación se espera que se vea afectada “las zonas costeras de Luisiana y Mississippi, lluvias intensas e inundaciones repentinas, el viento fuerte y la amenaza para los árboles caídos y las líneas eléctricas”.

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Siguenos en TwitterFacebook Instagram