Caracas, 8 de mayo de 2019. Trabajadores del Metro de Caracas se pronunciaron este martes a través de una carta abierta, ante las “paupérrimas” condiciones en las que se encuentra el sistema de transporte subterráneo. Aseguran que ellos también son víctimas de la “irresponsabilidad” de la empresa.

“Somos víctimas de la irresponsabilidad de la Empresa, porque cada día debemos trabajar sin agua potable, material de oficina, sillas, uniformes y baños en mal estado o clausurados. Nosotros también somos víctimas del mal funcionamiento del Metro de Caracas, por eso entendemos la rabia, impotencia y molestia de nuestros usuarios, pero los trabajadores no somos los responsables del deterioro acelerado y constante del servicio de trenes y Metrobús”, reza la carta.

En la misiva, los trabajadores también resaltaron que las constantes fallas y el drástico deterioro que presenta el Metro, es producto de “la falta de repuestos, herramientas y los equipos de seguridad” para el mantenimiento del sistema, por lo que acusa a la “Junta Directiva del Metro de Caracas y todo su tren gerencial” de ser los “responsables directos de todas las fallas de los trenes y en todos los equipos necesarios para mantener un servicio óptimo”.

A continuación, carta abierta de trabajadores del Metro de Caracas:

Nosotros, el personal operativo, técnico y administrativo del Metro de Caracas queremos hacer del conocimiento público que no somos los responsables del estado de deterioro y abandono del Sistema.

El personal técnico y operativo no es responsable de la ausencia de repuestos, herramientas y los equipos de seguridad necesarios para el mantenimiento de un sistema tan complejo. La desidia de la Junta Directiva del Metro de Caracas y todo su tren gerencial son los responsables directos de todas las fallas de los trenes y en todos los equipos necesarios para mantener un servicio óptimo y en condiciones seguras para ofertar una cantidad de trenes adecuada a la demanda actual.

Lamentablemente es el personal operativo, de trenes y estaciones, los que diariamente debemos lidiar con equipos en condiciones paupérrimas y ser los responsables ante los usuarios, algunos de los cuales, irresponsablemente, nos acusan de saboteadores sin que la Empresa o el sindicato, Sitrameca, salgan en defensa de sus trabajadores y afiliados. Por el contrario, mantienen un silencio cómplice y hay miembros de la junta directiva de Sitrameca que han expresado públicamente la existencia de saboteadores dentro de los empleados, pero “nunca han presentado ninguna prueba de dichos sabotajes”.

No somos los trabajadores los responsables de las fallas de los trenes por falta de repuestos y mantenimiento, no somos los trabajadores responsables del robo de cables y equipos en la vía, no somos los trabajadores los responsables del mal estado de la vía férrea, no somos los trabajadores los responsables del mal estado de los equipos eléctricos, no somos los trabajadores responsables de la alta tasa de renuncias por los míseros salarios que nos pagan mal y tarde, no somos responsables del alto índice de ausencias porque muchas veces no tenemos ni para el pasaje para llegar a nuestros puestos de trabajo. Los trabajadores del Metro de Caracas sufrimos los mismos problemas de todos los trabajadores del país.

Todos los retrasos son causados por la alta cantidad de trenes inmovilizados por falta de repuestos, muchos de ellos canibalizados para reparar otros. Muchas estaciones no abren o lo hacen tarde por las renuncias masivas, causadas por los bajos sueldos y la total ausencia de otros beneficios, como un HCM que no cubre ni una vulgar gripe.

Esta carta la hacemos pública por una serie de grafitis que han escrito en las tabiques de los trenes de Línea 2, donde se responsabiliza y amenaza al personal por los constantes retrasos, trenes desalojados y problemas en el servicio y de la cuales no somos responsables. Dichas amenazas y falsas acusaciones también las hemos detectado en las redes sociales, normalmente con nombres inventados o pseudónimos, sin fotos de perfil y la mayoría simpatizantes del PSUV.

Reiteramos que los trabajadores del Metro de Caracas “no somos responsables del actual estado de deterioro” del sistema. No somos los encargados de la compra de repuestos, herramientas y equipos necesarios para el mantenimiento de los trenes, escaleras mecánicas, torniquetes, aire acondicionado, etc, etc. Inclusive somos víctimas de la irresponsabilidad de la Empresa, porque cada día debemos trabajar sin agua potable, material de oficina, sillas, uniformes y baños en mal estado o clausurados. Nosotros también somos víctimas del mal funcionamiento del Metro de Caracas, por eso entendemos la rabia, impotencia y molestia de nuestros usuarios, pero los trabajadores no somos los responsables del deterioro acelerado y constante del servicio de trenes y Metrobús.

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram