«Para implementar ese tipo de tecnología en Venezuela lo primero que se necesita es voluntad política”

Caracas, 30 de agosto de 2019. Este viernes, Johan Álvarez, conductor del programa #PuntoDeCorteRadio, contó con la visita de Adriana Pineda y Jesús Renzullo, internacionalistas y miembros de Cedice Futuro, un equipo de jóvenes profesionales que están indagando en las nuevas tecnologías que impulsan la 4ta. Revolución Industrial, a fin de motivar a empresarios y emprendedores a que inviertan en soluciones innovadoras que contribuyan con la reconstrucción de Venezuela, quienes expusieron lo que este programa intenta dar a conocer para la solución de los pequeños problemas cotidianos que se presentan en el país y que con tan sólo un pequeño presupuesto daría un vuelco a la destrucción político, social y ciudadana que hoy se vive.

Adriana en este punto indicó que esta idea nace a partir de la inquietud que aparece estando aún en la universidad, donde se consiguieron por primera vez con lo que era la 4ta. Revolución Industrial, que es un nuevo movimiento de tecnologías, “no hay que confundirlas con las computadoras, ni con la revolución de las computadoras en los `90 ni con la de telecomunicaciones, esta 4ta. Revolución implica: a partir de aquí, qué podemos generar, qué viene siendo inteligencia artificial, biotecnología, nanotecnología, tejidos artificiales y un sinfín de tecnologías que nosotros nos encontramos por primera vez finalizando la carrera y que cuando entramos a Cedice, nos damos cuenta que la única manera en que nosotros nos podamos insertar aquí es, justamente de la mano de la libertad”.

Apuntó que este cúmulo de tecnología, está cambiando el cómo se vive, “nosotros ahorita, ciertamente, estamos inundados y ahogados en lo que es la situación. El día a día salimos a la calle y vemos cuáles son los problemas a los que me estoy refiriendo, pero la cuestión es que todas estas tecnologías están cambiando la manera en la que nosotros vivimos”. Para Adriana es importante enfocarse no sólo en el ahora, sino pensar también en qué va a ser de nosotros en el futuro, cuando la cosa por fin cambie y entonces nos vamos a dar cuenta en que nunca nos preparamos para esos cambios que se van a estar viendo.

De hecho, estos cambios, y retraso en temas de tecnología en Venezuela, ya se están viendo, sólo con cruzar las fronteras ya el ciudadano venezolano se encuentra con un mundo totalmente nuevo y avanzado en lo que a la tecnología se refiere, “la idea de este programa es apelar a aquellos que son capaces de utilizar estas tecnologías para resolver los problemas de la nación. Teniendo una visión de resolver muchos de los problemas públicos a través de la iniciativa privada, ya que, en caso de que las cosas cambien, el gobierno no tiene ni los recursos ni las maquinarias para resolver muchos de los problemas que existen; tomando el ejemplo de países como Corea del Sur, EE.UU y Alemania, donde los empresarios privado dieron la solución a muchos problemas que el público no pudo resolver” afirmó en esta ocasión Jesús.  

Cuando se dice que son problemas cotidianos, se habla de cosas que van desde cómo arreglar las carreteras, detectar cuándo se va a explotar un tubo de agua, cuándo hay un apagón en cualquier zona que nadie ha logrado comunicar, añadió Renzullo que son “cosas que ya existen formas de cómo resolverlo con la tecnología de la 4ta. Revolución Industrial. Sensores baratos, pequeños, que muchas compañías podrían comprar e instalar en las tuberías o cables de alta tensión, justamente para informar y prevenir que se creen esos problemas”.

Esta tecnología es, prácticamente, la respuesta a todos los problemas que se ven a diario en el país, y donde la labor de estos jóvenes emprendedores es, justamente, mostrarle a las personas que el país está en manos de la ciudadanía, no del gobierno; “Cuando nosotros, los ciudadanos, decidimos que vamos a reconstruir el país y que vamos a apostar por Venezuela, es cuando las cosas comienzan a surgir, entonces, yo creo que quienes nos estamos quedando aquí somos los que creemos que podemos hacer una Venezuela mejor, y que somos los que vamos a apostar por recuperar los servicios públicos, el comercio y hasta la infraestructura, es posible que Venezuela logre ese cambio con el apoyo de las empresas privadas, independientemente de qué gobierno esté en el poder” agregó Pineda.  

Para la propuesta de la solución al problema del agua, Jesús comentó que hay varias formas de resolver este tema, pudiendo hablar de la escasez del servicio de agua en algunas zonas o bien de mantenimiento de las tuberías de agua corriente. “Para el servicio de agua corriente, podemos hablar de sensores inteligentes apoyados en el internet de las cosas o inteligencia artificial; estos sensores son capaces de regular y monitorear la presión del agua y por lo tanto hacer ingeniería preventiva. Respecto a la escasez de agua, tomando como ejemplo zonas de Nueva Esparta o zonas de las montañas, que muchas veces no tienen agua corriente, existen tecnologías de la 4ta Revolución Industrial como lo es EL TUBO, que es una planta de desalinización del agua de mar que funciona con energía solar, colocándolo en el mar y ya comienza a producir millones de litros de agua potable al día”.

Adriana resalto el hecho de que “problemas no faltan, pero soluciones tampoco”, destacando la importancia de que se debe tener un gobierno que genere confianza para que pueda ser efectivo, “si el gobierno genera políticas y la gente no cree que esa política vaya a funcionar, no hay ningún ciclo de retroalimentación que permiten que las políticas funciones” expresó. Para Pineda, un gobierno que genere confianza necesita ser transparente, y para ser transparente presenta la tecnología del blockchain, sonado mucho con el temas de las Criptomonedas, pero lo que muchas personas no saben es que este sistema no es más que una base de datos inmutable, quiere decir que si en alguna de las columnas existe una palabra mal escrita, en otra columna se puede hacer mención con la corrección; sin embargo el error no se puede modificar, sólo queda aclarado para el usuario.

Además, indicó la internacionalista, que esta “base de datos” no está en una sola computadora, “está en una red de computadoras, compartiendo la base de datos y actualizándose automáticamente, lo que quiere decir que, si se pierde la base de datos en una de las computadoras, no pasa nada porque el respaldo está en las demás. Teniendo como resultado que, para implementar ese tipo de tecnología en Venezuela lo primero que se necesita es voluntad política”.

La filosofía del Blockchain como tal, es que no haya 1 solo ente que tenga el control total de todas las computadoras, sino que sean muchas personas quienes tengan las computadoras, siendo un programa tan efectivo que, si se generan unas elecciones, se puede tener resultados inmediato, sin tener acceso a ningún tipo de tergiversación, aseguró Jesús que “justamente al ser un programa descentralizado, toda votación automáticamente actualiza el resto de las computadoras. Cuando la votación ha terminado, todas las computadoras ya tienen automática e inmediatamente los resultados, no tiene que contarlos nadie y no sólo es automático, sino que también es secreto, ya que tiene una manera de hacer que todo el que vote genere el número de cédula como su código, modificándose al votar y dejando sin saber al resto quién fue la persona que votó” dando una nueva alternativa para crear un nuevo sistema de elecciones de cualquier índole en Venezuela.

Para finalizar indicaron que, en Venezuela, para recuperar la infraestructura tomará tiempo, pero estas opciones se pueden tomar no sólo como manera de recuperar la crisis, sino de recuperar esta infraestructura, teniendo en cuenta que ya hay países que llevan tiempo implementando estas tecnologías, ayudado por el “internet de las cosas” y con grandes avances en temas sociales y hasta ambientales, puesto que con sólo un pequeño dispositivo se puede llegar a detener el inicio de un incendio tipo lo que está ocurriendo en la Amazonía sin llega a tener humo ni siquiera. Aseguran que es una revolución que está moviendo al mundo en general, y que, si se llegara a implementar en Venezuela, sería el paso próximo al progreso futurista, dejando atrás el retraso tecnológico que hoy arropa al país.

Vea la entrevista completa aquí

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram