Caracas, 31 de julio de 2019. Las autoridades sostienen que mafias dedicadas a la trata de personas alquilan a niños venezolanos para pedir limosnas en las calles de Bucaramanga, Colombia.

Dicen que en Venezuela esa actividad es considerada normal y tolerada. A diario se observan a las supuestas madres con los niños en brazos en los semáforos de las ciudades.

Sin embargo, en Bucaramanga durante un reciente operativo rescataron a 29 menores de edad. Los encontraron en condiciones de desnutrición y mendicidad.

La Personería de la ciudad anunció nuevos dispositivos junto con el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), la Policía Nacional y Migración Colombia. Tienen el propósito de evitar que continúe la explotación de los menores.

La operación de rescate de los menores se realizó principalmente en los semáforos del centro de la ciudad. Los funcionarios detectaron una red de trata de personas que usa a los niños para aumentar sus ingresos producto de las limosnas.

En ese sentido aseguran que la situación es más dramática al tratarse de menores entre los 0 y 24 meses, porque después de esa edad el niño ya no es ‘llamativo’.

Funcionarios del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar constataron que los infantes permanecen al sol y al agua, sin comida. Instaron a los ciudadanos a que se abstengan de entregar dinero y a denunciar a los pedigüeños.

Mafia del alquiler de niños

El ex concejal Jaime Andrés Beltrán aseguró que realizan un seguimiento a la red que explota a menores. Obtuvo testimonios de migrantes venezolanas que alquilan a sus hijos por 20.000 pesos. La mafia se los lleva por siete horas y después se los regresan.

Las autoridades identificaron las droguerías donde obtienen medicamentos psiquiátricos que usan para mantener sedados a los niños mientras piden limosnas.

Ahora los menores se encuentran bajo la custodia de Bienestar Familiar. Los expertos los valoran en aspectos psicológicos, nutricionales y físicos. Si se logra demostrar que a los niños los alquilaron y vejados se les asignará un hogar sustituto.

Nota y foto tomada de Redhnna.

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Síguenos en TwitterFacebook Instagram