Caracas, 17 de julio de 2019/.- El reto más urgente de América Latina es «revertir el deterioro de Venezuela«, dijo este martes en Ecuador el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo – BID -, Luis Alberto Moreno.

«La región tiene urgencias pero ninguna es mayor que poder revertir el deterioro de Venezuela. Ese país ha retrocedido de manera abismal», expresó Moreno en la inauguración de la 60ª la Asamblea Anual de Gobernadores del BID en el puerto de Guayaquil (suroeste).

Moreno aseguró que los venezolanos «sufren un índice de pobreza por ingreso del 94%». También agradeció a los países que han acogido a emigrantes de esa nación, lo que implica acondicionar los sistemas de salud, educación, vivienda y empleo «para incorporar a un verdadero río de gente que requiere atención inmediata».

Aseguró que el BID ha venido preparándose ya hace mucho tiempo para “darle la mano a esta nación hermana” y que “sin minimizar la complejidad ni el alcance de esta responsabilidad, deseamos desplegar en forma oportuna toda nuestra capacidad, ya sea con recursos financieros, apoyo técnico, innovación, coordinación y ejecución”.

Su objetivo, apuntó, es que los venezolanos sean “los gestores de su futuro”, una misión en la que mostró el “compromiso” del grupo BID para “acompañarlos”.

El presidente del BID reconoció que en América Latina y el Caribe «las buenas tasas de crecimiento son todavía esquivas», por lo que se espera una expansión de la economía por debajo del 2%.

El Banco Mundial, por ejemplo, estima que el crecimiento de América Latina y el Caribe, exceptuando Venezuela, sea de 1,7% en 2019. En enero el organismo había previsto una expansión de 2,1%.

Con información de EFE y AFP

Puede leer en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Síguenos en TwitterFacebook Instagram