Caracas, 10 de septiembre de 2019/.- La Superintendencia de Bancos de Panamá ordenó el control operativo y administrativo de AllBank Corp, filial del grupo financiero con capital venezolano B.O.D, a partir de este lunes 9 de septiembre.

En un comunicado, la SBP indicó que la decisión fue tomada como resultado de una serie de factores que ponen en riesgo la seguridad de las acreencias confiadas por los clientes del banco.

“El grupo accionista no atendió en tiempo y oportunidad a los requerimientos de las acciones correctivas que esta superintendencia instruyó con la finalidad que se diversificara el alto grado de exposición de sus activos líquidos y servicios de custodia de sus inversiones en valores colocadas en partes relacionadas”, se resalta en el comunicado.

Allbank Corp. inició operaciones en Panamá el 13 de Julio 2012, ofreciendo  productos y servicios financieros en la plaza panameña.

Según el estado de resultados, en 2018 el banco reportó una ganancia de $3 millones y, en 2017, una pérdida de $5.2 millones, reseña La Prensa de Panamá.

BOD responde:

Al respecto, el grupo financiero califica de «desproporcionada» la intervención de su filial en Panamá, y señala que la decisión «afecta la reputación y la confianza de nuestro Grupo Financiero» y, además, «la disponibilidad de los recursos de nuestros clientes».

A través de un comunicado, el Grupo B.O.D ahora explica que la «medida administrativa» de la Superintendencia de Bancos de Panamá es de carácter temporal y el proceso tomará 30 días.

En una semana esta sociedad recibió dos duros golpes en sus filiales en el extranjero: el Banco del Orinoco, en Curazao; y el AllBank, en Panamá..

La semana pasada el Grupo BOD anunció que se separaba de su filial en Curazao, Banco del Orinoco, como «prevención» de actividades de lavado de dinero en la isla. No ofrecieron detalles más allá que la decisión fue tomada en asamblea de accionistas.

¿Cómo está conformado?

Un bisnieto de Francisco Franco, Luis Alfonso de Borbón Martínez Bordiú, es uno de los directores del banco AllBank Corp que ha sido intervenido este lunes en Panamá y que está presidido por el banquero venezolano Víctor Vargas Irausquin.

Así figura en la presentación de la página web de la entidad presidida por Vargas Irasuquín, quien es además el padre de la esposa de Martínez Bordiú, María Margarita Vargas Santaella.

El AllBank Corp, ramificación financiera panameña con sede matriz en Curazao, es una de las muchas empresas que conforman el grupo BOD, propiedad del suegro del aristócrata español, duque de Anjou.

Según su propia información corporativa, el Grupo financiero B.O.D está conformado por: B.O.D. Banco Universal (Venezuela), Allbank Corp (Panamá), BOI Bank Corporation (Antigua y Barbuda), Banco del Orinoco NV (Curazao) y Bancamérica (República Dominicana).

En mercado de capitales, por B.O.D. Valores Casa de Bolsa (Venezuela), Corp Casa de Bolsa (Venezuela), Plus Capital Market (Panamá), Plus Capital Market (República Dominicana), B.O.D. Fondos Mutuales (Venezuela) y Element Capital (Venezuela-Panamá).

En el ramo asegurador, por Seguros La Occidental; y en servicios de salud, por Global Care, Salud Care y Planinsa, todas empresas venezolanas. También integran el grupo las compañías Pymefactoring (Venezuela) y National Leasing (Panamá). reseña el potal Público

Foto cortesía: Hispano Post

Puede leer en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram