Inicio NoticiasInternacionales El relato de un periodista venezolano detenido en Trinidad y Tobago «por ser inmigrante»

El relato de un periodista venezolano detenido en Trinidad y Tobago «por ser inmigrante»

Por María Alejandra López

Caracas 25 de abril de 2019. El periodista, Francisco Marín, relató en su cuenta de Twitter, la experiencia al ser detenido, durante cuatro días, en Trinidad y Tobago. El motivo de su detención, aparentemente, sería ser inmigrante.

Mediante un hilo, inició diciendo, «Acabo de vivir el momento más humillante, inhumano y denigrante de mi vida». El hecho ocurrió, domingo 21 de abril, cuando fue detenido en una alcabala policial común de la isla. Aún cuando, a pesar de haber ingresado al país legalmente, tener en su posesión el pasaporte y además, un carnet que lo identifica como protegido de las Naciones Unidas, aún así, «las autoridades me esposaron».

«Retuvieron mis documentos y me llevaron hasta una prisión con reos comunes de Trinidad, me pusieron en una celda con dos venezolanos que habían sido detenidos en la misma alcabala, y al igual que yo, no habían cometido ningún delito en su vida», describe el periodista.

Rodeado de barrotes y gruesas paredes de concreto, continúa, «Gritos de los reos, pedían a los “spanish”, y las autoridades sólo decían que debíamos esperar por los oficiales de migración que irían por nosotros el martes, y era domingo».

«En ese momento sentía que la muerte era mejor que estar ahí», opina.

Específicamente, describe la celda de 2 × 2 metros, desprovista de colchones y con dos muros de concreto para sentarse, y entre ellos, un hueco para hacer sus necesidades. «Luz blanca las 24 horas, sin lavamanos, ni ducha. Nada. La humillación que sentía era enorme. Era un animal», afirma.

«Y ahí nos tocó pasar cuatro días, durmiendo en las piezas de concreto de aproximadamente 1.70 m, con calor, usando mis zapatos como almohada. Sin salir ni un minuto, sin permitirnos hacer una llamada, y viendo cómo los presos trinitarios caminaban de una celda a otra…», escribe.

Mientras tanto, la comida que les daban, tal como describe Marín, «pan con salsa de ajo de desayuno y cena», y les daban en el almuerzo, «arroz con frijoles y trozos de pollo». Continua describiendo, que los custodios ignoraban las solicitudes de los reos, quienes no podían lavarse las manos, y al no disponer de cubiertos, comían con las manos.

«El trato que recibíamos por parte de los oficiales era de criminales. Nos ignoraban, pasaban por la celda a recoger la basura cada 24 horas. Todo lleno de moscas y plagas. Descargaban el agua de la letrina cuando les daba la gana a pesar de que les gritábamos para que la bajaran», se lee en el hilo del periodista.

Mientras era tratado peor que un animal, los demás detenidos por posesión de armamento, drogas, peleas, robos y demás, «les permitían ir al baño, y hasta cigarrillos y marihuana les llevaban hasta las celdas». «Sólo los oíamos hablando bajo, pero el olor los delataba», resalta.

Al transcurrir cuatro largos días, finalmente los buscó migración, les imputaron una multa, retuvieron el pasaporte, el cual debe retirarlo una semana antes de irse de Trinidad. «La razón de todo: excedimos el tiempo dado en migración al momento de entrar a Trinidad», expresa el periodista.

Cabe destacar que este país no tiene ningún tipo de política migratoria para obtener una residencia, y por lo tanto, cualquier venezolano aquí puede pasar por lo mismo, y sin poder hacer ninguna renuncia ante ningún organismo… Lamentablemente, la crisis venezolana nos ha obligado a muchos, por diferentes factores, a partir hacia destinos que significan una oportunidad de trampolín para hacer dinero y continuar con una vida normal en un país donde no seas tratado como una **** por tu nacionalidad», se lee en el hilo.

Confesó que estar acompañado de dos venezolanos durante el secuestro con abuso de autoridad, «fue lo mejor que me pudo pasar para apoyarnos en las horas de ****, y disfrutar las leves risas en la desgracia».

«Por cierto: por supuesto que dejamos escrito en la pared de la celda, con una moneda, “MALDITO MADURO”, porque al final, y que a nadie se le olvide, él, y todos los herederos de Chávez, son los culpables de nuestras desgracias en Venezuela, y también en el exterior”, finaliza el hilo.

Con información de Twitter

Foto Francisco Marín

Lea también en PuntodeCorte

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram

Artículos Relacionados

2 comentarios

Elliot Abrams aclara que habrá elecciones en Venezuela “cuando sea libre del régimen de Maduro” 25/04/2019 - 11:08 am

[…] El relato de un periodista venezolano detenido en Trinidad y Tobago «por ser inmigrante» […]

Reportan naufragio de embarcación con 30 venezolanos en el Mar Caribe 25/04/2019 - 12:20 pm

[…] El relato de un periodista venezolano detenido en Trinidad y Tobago «por ser inmigrante» […]

Los comentarios están cerrados