Inicio NoticiasNacionales Esposa de Rubén González, denuncia persecución a toda la familia (+entrevista)

Esposa de Rubén González, denuncia persecución a toda la familia (+entrevista)

Por Beisy Andreina Serrano
688 Lecturas
Rubén-González Ferrominera

Caracas, 03 de mayo del 2020. Yadid Rojas, quien por 43 años ha estado al lado del secretario general de Ferrominera del Orinoco, Rubén González, relató cómo ha cambiado la vida a la familia completa, luego que al encerrar al dirigente sindical las fuerzas de seguridad también la han emprendido contra hijos y yernos, lo que ha afectado emocionalmente hasta a los nietos de la pareja

Dos años y medio lleva privado de libertad el secretario general del Sindicato de Trabajadores de Ferrominera del Orinoco, uno de los más robustos del país y que el trabajador del acero ha dirigido con temple de hierro, siempre en defensa de los ingresos y demás beneficios de la clase obrera, por más de dos décadas. El de Rubén González es uno de los casos que mejor ilustran lo paradójico de los gobiernos chavistas, que dicen estar a favor de los trabajadores, pero en sus manos se han perdido los contratos colectivos y el poder adquisitivo del salario y se ha desmantelado prácticamente el movimiento sindical.

Pero no es solo al trabajador metalúrgico, de 61 años, a quien se le violan los DDHH y se le coloca tras las rejas por manifestarse en contra de las políticas del mandatario Nicolás Maduro, la familia ha sido objeto también de la saña por parte de los cuerpos represores del Gobierno, como relata la esposa de Rubén González, Yadid Rojas, quien ha acompañado las luchas de su marido desde hace más de 43 años y quien detalla las dificultades y la persecución que ha vivido su familia en este lapso donde el dirigente ha estado tras las rejas.

Ninguna consideración para familia de Rubén

“Se lo llevaron a él preso, pero arremetieron contra todos mis hijos. A mi hija mayor le allanaron la casa, su esposo y mi hijo varón tienen orden de captura; a ellos los despidieron de sus trabajos y ellos vivían de su salario. Les ha tocado difícil, la empresa dejó de pagar hasta el colegio de los niños, no tuvieron la menor consideración, dos de ellos perdieron el año escolar”, relató Yadid Córdoba a TalCual.

El coronavirus agravó situación de Rubén

Fue el 29 de noviembre de 2018, cuando Rubén González fue detenido en una alcabala de la ciudad de Anaco, estado Anzoátegui, por funcionarios de la Dirección General de Contrainteligencia Militar. Aunque es un civil, lo juzgó el Tribunal Militar Décimo Quinto de Control de Maturín, estado Monagas, y le condenó a cinco años y nueve meses de prisión.

Al momento de su aprehensión, González regresaba de participar en Caracas de una manifestación en protesta por el incumplimiento de los contratos colectivos y por el irrespeto a las tablas salariales. A pesar de que su condena fue de menos de ocho años, se le dejó igualmente encarcelado.

Pérdida de la comunicación con Rubén

-¿Antes de la pandemia por coronavirus cuál era la situación? ¿cómo estaban haciendo para trasladarse?

“Nosotros viajábamos el fin de semana, que es cuando tiene visita. Ese fin de semana antes de la cuarentena lo visitamos y él se estaba sintiendo mal. Tenía gripe y mucha fiebre. Luego perdimos comunicación con él porque no tiene teléfono. El miércoles 15 de abril volvimos a tener contacto con él cuando del centro penitenciario nos llamaron, dijeron que estaban preocupados por su salud, y nos pidieron que buscáramos un centro médico en Maturín, que lo iban a trasladar ya que no tenían recursos para atenderlo, llamó un mayor asistente del director del penal”, contó Yadid Córdoba.

“Hablamos con unos amigos –continuó-  y lo pudieron atender en el Centro Clínico de Maturín, donde le normalizaron la tensión. Lo recibieron en la tarde y le dieron de alta en la noche, le colocaron tratamiento porque tenía una infección en la orina, le hicieron una resonancia magnética y le detectaron un problema congénito en los riñones, que están muy juntos y los conductos no se completaron debidamente, y por eso las infecciones urinarias”.

Agravamiento del cuadro de salud de Rubén

La salud de Rubén González ha empeorado. Por su edad, debe tener una dieta adecuada, comer saludable y hacer ejercicios, pero en el lugar donde se encuentra lleva una vida sedentaria y no come adecuadamente, por eso se ha complicado con ese problema de las infecciones, que le producen las crisis hipertensivas.

“El doctor le comentó que él debe someterse a una cirugía donde le puedan corregir el problema, porque de lo contrario van a continuar produciéndose las complicaciones”, indicó la señora de González.

Continúe leyendo en: Provea.

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Síguenos en TwitterFacebook Instagram

Artículos Relacionados