Inicio NoticiasInternacionales Funciones del satélite Simón Bolívar, fueron transferidas al satélite norteamericano Intelsat-14

Funciones del satélite Simón Bolívar, fueron transferidas al satélite norteamericano Intelsat-14

Por Beisy Andreina Serrano
1290 Lecturas
Satélite-Simón-Bolívar-Venesat-1-Foto-Archivo

Caracas, 26 de marzo del 2020. Asi todos los servicios de televisión y radio que funcionaban con el satélite Venesat-1 (Simón Bolívar) fueron transferidos el 24 de marzo al satélite norteamericano Intelsat-14, como medida desesperada del gobierno de Nicolás Maduro ante la agonía y muerte prematura de su nave insignia.

Venesat-1, de fabricación china a un costo superior a los 400 millones de dólares, fue lanzado el 29 de octubre de 2008 y entró en operación tres meses después en la órbita 78 grados Oeste. El proveedor Corporación Industrial China Gran Muralla había garantizado rendimiento continuo durante 15 años para servicios venezolanos de radio, televisión y datos de banda ancha, pero un fallo de origen, advertido por expertos a las autoridades de Conatel y Cantv antes de su negociado, construcción y puesta en órbita, redujo en poco más de 20% su vida útil. De manera que si el Venesat-1 debía funcionar perfectamente hasta 2024, ha tenido que sucumbir 3 años y 7 meses antes de su fecha de caducidad.

SATÉLITE LLAMANDO A CONTROL

En diez días se consumó el satelicidio. El viernes 13 de marzo fue decretada la cuarentena del satélite. Usuarios de televisión digital abierta (TDA) en Venezuela, informaron que la señal estaba fallando, presentaba intermitencias, momentos en negro o con las tradicionales barras coloridas que suelen aparecer en los receptores de TV cuando las emisiones regulares son interrumpidas. Los reportes se produjeron en varias regiones del país. Algo estaba pasando en el pedacito de espacio exterior operado por el gobierno nacional.

El 28 de diciembre es Día de los Inocentes. Ese día se realizó el llamado proceso de ajuste de los límites (Threshold setting) de los parámetros telemétricos del Venesat-1 en la Estación Terrena de Control Satelital BAEMARI, en el estado Guárico: “Orgullosamente, podemos decir que la inspección de las salas operativas y supervisión del proceso fue realizado satisfactoriamente”, anunciaron con pompa indolente y falaz. Adolfo Godoy, presidente de la Agencia Bolivariana de Actividades Espaciales (ABAE), había estado al frente de la operación.

Menos de tres meses después ocurrió lo que tenía que pasar, un albur pronosticado 21 años atrás.

El viernes 13 de marzo acusaron el golpe. Ese día el régimen informó que “por razones técnicas estamos presentando dificultades para el transporte de señal de radio y televisión abierta hacia el interior del país… Redoblamos esfuerzos para garantizar la normalización del servicio en las próximas horas”. Pero no fue identificado el problema, ni fue mencionado explícitamente el tipo de transporte de señales que se encontraba en observación, si analógica o digital.

En su lugar el régimen acudió al insólito expediente de aconsejar a los usuarios “seguir disfrutando de las diferentes señales a través de los sistemas de televisión por cable y otros servicios de suscripción existentes en el país, así como por las plataformas digitales o web”. Un usuario TDA en Venezuela difícilmente se apuntaría solo por unas horas a un proveedor privado que ni siquiera cuenta con decodificadores de recambio para sus propios abonados, aunque le gustaría.

Continúe leyendo en: http://actualy.es/asesinado-el-satelite-simon-bolivar/

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Síguenos en TwitterFacebook Instagram

Artículos Relacionados