Caracas, 25 de diciembre de 2018. Una nueva investigación realizada por el Instituto del Cerebro de Krembil en Canadá llegó a la conclusión que el café, aparte de proporcionarnos energía y concentración, puede protegernos contra enfermedades como el párkinson y el alzhéimer, según indica una publicación de Science Daily.

El Instituto del Cerebro de Krembil, analizó qué sustancias reducen el deterioro cognitivo vinculado con las enfermedades, los investigadores examinaron tres tipos de café tostado: claro, oscuro y oscuro descafeinado. La pruebas iniciales evidenciaron que el café tostado oscuro tanto con cafeína como descafeinado producían igual efecto protector, por lo que los científicos determinaron que tal beneficio no tenía que ver con la cafeína.

Enseguida los expertos identificaron un grupo de compuestos a los que se les conoce como fenilindanos, que resultan del proceso de tostar los granos de café.

La investigación comprobó que los fenilindanos son compuestos únicos que tienen la capacidad de evitar la agrupación de las proteínas beta-amiloides y tau, comunes en las enfermedades de párkinsonn y el alzhéimer.

Al respecto, el doctor Ross Mancini, uno de los coautores de la investigación, comentó:

“ES LA PRIMERA VEZ QUE ALGUIEN INVESTIGA CÓMO LOS FENILINDANOS INTERACTÚAN CON LAS PROTEÍNAS RESPONSABLES DEL ALZHÉIMER Y EL PÁRKINSON”.

El especialista dijo además que un siguiente paso sería analizar hasta qué punto estos compuestos pueden resultar beneficiosos y si son capaces de llegar al torrente sanguíneo o atravesar la barrera hematoencefálica.

Con información de Science Dailyy

También le puede interesar leer:


Suscríbete a nuestro canal en Telegram a través de https://t.me/PuntoDeCorte
Estamos también en Twitter @Punto_deCorteFacebook Instagram