Inicio NoticiasInternacionales El invierno y el coronavirus: La nueva amenaza de los venezolanos migrantes

El invierno y el coronavirus: La nueva amenaza de los venezolanos migrantes

Por Beisy Andreina Serrano
291 Lecturas
migrantes venezolanos onu

Caracas, 29 de mayo del 2020. La Agencia de la ONU para los Refugiados informó este viernes que el avance de la COVID-19 en América Latina y el Caribe y la próxima llegada del invierno representan una amenaza que pueden deteriorar las condiciones de vida para los venezolanos migrantes en la región sur del continente.

Dado que las infraestructuras nacionales de salud de los países están alcanzando sus límites, se ha convertido en un reto acceder a los servicios de salud pública y atención médica, especialmente para las personas que se encuentran en situación irregular.

En este sentido, la vida de los venezolanos puede agravarse con el inicio del invierno y el consiguiente descenso de temperaturas en Argentina, Bolivia, Chile, Paraguay, Perú y Uruguay, que acogen a más de 1,5 millones de venezolanos.

La Agencia de la ONU prevé que la llegada del frío provocará la necesidad de incrementar la ayuda humanitaria y médica, un aumento del número de personas que necesiten alojamiento de emergencia y utensilios adecuados a las condiciones climatológicas como mantas, ropa de abrigo, medicamentos y combustible para calentar sus hogares.

Muchos de los refugiados y migrantes venezolanos que viven actualmente en condiciones precarias y pueden quedarse en la calle precisan con urgencia alojamiento, comida, artículos de higiene y asistencia en efectivo.

Despliegue asistencial de ACNUR

Ante este complicado panorama, la Agencia de la ONU y sus socios proporcionaron refugios de emergencia, ayudas para el pago de los alquileres y otro tipo de asistencia material. Al mismo tiempo, reforzaron las alianzas humanitarias con el objetivo de brindar atención médica básica a los refugiados más vulnerables.

Así, en Chile, unas 790 familias venezolanas recibieron bonos virtuales con los que pueden comprar ropa, combustible o comida caliente en tiendas y supermercados locales.

En Perú, donde se esperan lluvias torrenciales y nieve durante el invierno, la Agencia de la ONU priorizó su apoyo en las regiones de acogida de refugiados, como Cuzco, que se encuentra a 4000 metros sobre el nivel del mar y donde se registran temperaturas bajo cero.

Hasta el momento, se logró distribuir más de 2000 bolsas para cubrir necesidades básicas y 4700 mantas a los venezolanos migrantes vulnerables y a sus comunidades de acogida, mientras continúan las transferencias de dinero para aquellas personas que se encuentran en situación de mayor riesgo.

La Agencia de la ONU también tiene previsto asistir a los venezolanos desplazados en condición de vulnerabilidad en Argentina, Uruguay y Bolivia dado que en las próximas semanas el frío azotará la región.

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Síguenos en TwitterFacebook Instagram

Artículos Relacionados

1 comentario

Jorge Rodríguez informa de tres muertos por COVID-19 29/05/2020 - 21:13

[…] Lea también en Punto de Corte: El invierno y el coronavirus: La nueva amenaza de los venezolanos migrantes […]

Los comentarios están cerrados