Caracas, 22 de junio de 2019. Héctor Molina, uno de los extrabajadores petroleros de la Exxon Mobil, que se sumó a la huelga de hambre que mantienen desde hace más de 20 días en la Plaza de la Moneda, en Caracas, murió la noche de este jueves 21 de junio, producto de un infarto.

La información fue confirmada por su compañero José Maiz, otro de los extrabajadores de la Faja Petrolífera del Orinoco, mientras protestaban este viernes en la Av. Urdaneta y pedía a la Alta Comisionada de Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, que abogara por los exfuncionarios y ordenara a Nicolás Maduro que les cancelara la deuda millonaria mantiene el Estado venezolano.

“Ayer en la tarde, como a las 8:00 de la noche, a un compañero de nosotros, cuando venía bajando de la plaza le dio un infarto. Héctor Molina tenía la edad de 71 años y ahí quedó ¿Hasta cuándo nos van a tener aquí en este estado? Queremos irnos señor presidente (Nicolás Maduro), búscale una solución a esto”, dijo Maiz en declaraciones para El Pitazo.

Dato

Los extrabajadores petroleros han denunciado en reiteradas ocasiones que el Estado venezolano les debe un monto que sobrepasa los 5 millardos de dólares de pasivos laborales, entre prestaciones sociales y liquidaciones.

La mora data desde la estatización de la empresa en 2007 durante el Gobierno de Hugo Chávez, cuando implementó un proyecto de explotación de crudos pesados de La Faja Petrolífera Del Orinoco y el Estado asumió los gastos.

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Siguenos en TwitterFacebook Instagram