Caracas, 14 de junio de 2019/.- La periodista colombiana Claudia Palacios difundió un polémico artículo en el diario El Tiempo en el que le pide a las migrantes venezolanas en su país que “Paren de parir”

En su artículo afirma que en Colombia en los últimos dos años han nacido 20 mil bebés de padres venezolanos, datos que cita de Migración Colombia. Según ella, la cantidad de nacimientos supera la de los colombianos en Barranquilla y Maicao.

Palacios se pregunta por qué los venezolanos, que en ocasiones se les ve pidiendo dinero en los semáforos, insisten en traer hijos al mundo teniendo en cuenta su situación social y económica.

Es que al parecer, según dice en el artículo, los venezolanos tienen como ideal tener hijos, porque por cada uno el gobierno les da dinero. Claudia Palacios tilda de “incentivos perversos” a los programas que buscan dar dinero a las madres cabezas de hogar o solteras, pues eso aumenta la tasa de natalidad en los jóvenes.

Por eso hace hincapié en que allá «no funciona igual que en Venezuela donde los subsidios convirtieron al socialismo del siglo XXI en lo que es hoy ese país”. Por eso, hizo una invitación a tomar conciencia, puesto que “Colombia ha hecho esfuerzos para recibir a los más de un millón de venezolanos que han migrado”.

Muchas organizaciones, políticos, defensores de DDHH, sociedad civil, entre otros, respondieron de distintas maneras a la periodista, la mayoría en contra de su actitud hostil y xenófoba.

La ONG sin fines de lucro con 34 años de experiencia en la defensa de los Derechos Sexuales, Reproductivos y Derechos de las mujeres, AVESA, le responde a su comentario «Traen hijos al mundo a padecer peor que sus padres», que “decidir si quiero tener hijos es un derecho humano de todas las personas (incluidos pobres y migrantes).

«Los Estados deben garantizar este derecho, así como el derecho a educación sexual y métodos anticonceptivos”.

Asimismo, le explica que “pensar que las políticas de asignación de recursos son la causa del aumento de embarazos en mujeres y adolescentes es un reduccionismo que deja por fuera otros graves problemas en el país como la falta de acceso a métodos anticonceptivos, educación sexual y servicios”.

Asimismo, la cuenta de la Campaña por el derecho al Aborto Legal en Colombia, emitió el siguiente comunicado:

Puede acceder al artículo de la periodista a continuación:

Puede leer en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Siguenos en TwitterFacebook Instagram