Caracas, 20 de mayo de 2019/.- En una entrevista para Infobae, Francesco Rocca, presidente internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja, señaló que «todos en Venezuela necesitan ayuda humanitaria, los chavistas y los que siguen a Guaidó… los nuestro es una boya en el mar pero tenemos un plan para ayudar a 650.000 venezolanos en un año, sobre todo en el tema salud».

«Los venezolanos se mueren por la falta de energía en los hospitales y eso no se puede aceptar», reprochó.

¿Parece muy difícil evitar que se politice la ayuda humanitaria? Preguntó el medio

Rocca: No, ahí en Venezuela es una misión imposible, todo es politizado, todos los actos son vividos como politizados. Y le puedo decir, con toda honestidad, nunca en mi trabajo profesional, en esta experiencia como cruzrojista, viví una situación tan difícil como en Venezuela sobre el tema de la politización, de la polarización de la ayuda humanitaria.

¿Cuál fue la mayor urgencia con la que se encontró?

Rocca: Para nosotros, en este momento, el tema de salud. Y claro que tenemos muchos temas más pero en este momento la gente se muere por la falta de energía eléctrica, porque los hospitales no tienen plantas, y esto es un tema que no se puede, honestamente, no se puede aceptar. Entonces hay una prioridad: la Cruz Roja está entregando las plantas eléctricas en los hospitales. Estamos entregando ayuda y cada día se va a brindar ayuda en un hospital diferente. Nuestro plan es poder ayudar a 650.000 personas en un año en el tema de salud.

—Y el drama venezolano conlleva otro drama que es el migratorio. No solamente para los venezolanos sino para toda la región. ¿Qué efectos tiene? Porque ustedes también trabajan en esa zonas…

Rocca: Sí, en la zona fronteriza con Colombia, la Cruz Roja colombiana está haciendo un trabajo increíble para apoyar en brindar ayuda a los que llegan al país, que son más o menos 3 millones de migrantes. Y esto es muy, muy difícil. En la zona fronteriza lo que se brinda es ayuda en temas de salud, los primeros auxilios que necesita esta gente. Pero tenemos suerte porque en Colombia tenemos una Cruz Roja fuerte, tenemos más de 27.000 voluntarios de la Cruz Roja colombiana , entonces la reacción fue muy, muy buena y tenemos una buena presencia ahí, en la zona fronteriza. Pero claro, son 3 millones de personas y eso genera un efecto devastante. No solamente tenemos que apoyar el trabajo de los voluntarios de la Cruz Roja venezolana sino también a los diferentes países afectados. En Perú, por ejemplo, hay miles y miles de venezolanos. Todos los países fronterizos están sufriendo las consecuencias. Éste es un continente que tiene muchos desafíos, por lo que la migración va a incrementar la necesidad del trabajo por la inclusión social.

Puede leer la entrevista completa en Infobae

Puede leer en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram