Caracas, 30 de julio de 2019. La Unidad Democrática del Sector Educativo (UDSE), calificó este martes el año escolar 2018-2019 de “fallido”, producto de la profundización de la crisis generalizada que vive el país. Afirma que el sector educación registra un deterioro sin precedentes en la historia venezolana.

“La educación se ha convertido en uno de los sectores donde más se expresa el deterioro de la vida de los venezolanos y la entronización de la pobreza, solo basta examinar tres indicadores sociales: el crecimiento de la exclusión escolar, la desvalorización del salario y la migración de docentes y estudiantes buscando condiciones básicas para vivir”, indicó UDSE a través de informe.

En el texto expone cinco problemas que “determinan el fallido de este proceso escolar y que al no ser atendidos con un cambio y transformación profunda del país hacia una reconstrucción, el derecho a la educación seguirá arrinconada ya que este Estado y su régimen político desde hace un gran tiempo le dio la espalda a sus responsabilidades constitucionales como el Estado Docente”.

  • Debilidad del proceso pedagógico.
  • Planteles utilizados por grupos militares o paramilitares.
  • Acrecentamiento de la migración de docentes.
  • La desvalorización del salario de los trabajadores de la educación.
  • Se profundizó el acoso laboral y la persecución política en el sector de educadores.

La Unidad Democrática del Sector Educativo advirtió que la “alarma se ha encendido”. La crisis económica, política, social y humanitaria que atraviesa Venezuela, ha sumergido al sector en una constante pelea para sobrevivir en el país, pero el deterioro de las instituciones educativas, la deserción masiva de docentes e incluso estudiantes y el precario salario que devengan mensualmente, cada vez se hacen más fuerte.

El gremio recordó que en “junio del año 2018, a un mes y medio de finalización del proceso escolar 2017-2018; alertó que los indicadores que proyectaba ya la crisis económica y social producida por las diversas medidas económicas implementadas por el gobierno nacional de Maduro estaba ocasionando un desplome de la educación como derecho humano acentuando así la exclusión escolar, la crisis alimentaria escolar, la caída del poder adquisitivo del docente, la desvalorización del trabajo docente, la mengua política de seguridad social del estudiante y docente, el desvanecimiento de los servicios de bienestar social estudiantil, el acrecentamiento de la migración de los profesionales de la docencia, crisis de la infraestructura escolar, entre otros causales”.

Lea también en Punto de Corte:

Suscríbase a nuestro canal de Telegram y YouTube
Estamos también en TwitterFacebook Instagram